psicologos granada
Ortorexia
Hipocondría
Colon irritable
psicologos granada
Ortorexia
Hipocondría
Colon irritable

Hipocondría

Fibromialgia

La hipocondría es un trastorno de ansiedad, enfocado a la enfermedad y al riesgo de padecerla.

Quienes la padecen se caracterizan por identificar cada mínimo cambio corporal como un síntoma de una enfermedad grave, y por sentir gran ansiedad ante la idea de estar enfermos, creyendo constantemente que han contraído una nueva patología.

En algunos casos puede surgir tras una experiencia traumática relacionada con enfermedades, o por haber sido un niño enfermizo durante sus primeros años de vida.

Aunque las relaciones que se crean entre síntomas y enfermedad no siempre son incorrectas (muchas veces la asociación entre síntoma y enfermedad grave puede ser real), suelen ser exageradas y no estar en contacto con la realidad; por ejemplo, aunque un moretón puede ser síntoma en raros casos de hemorragias internas, también es un síntoma bastante más común de haberse dado un golpe leve contra una esquina, pero el recorrido mental de una persona que sufre hipocondría se irá directamente hacia la opción de mayor gravedad.

Causas de la hipocondría

Las causas de este trastorno son desconocidas, aunque hay muchas teorías al respecto, y es que hay registros de hipocondría en la historia desde la Grecia clásica.

Una de las teorías explicativas más aceptadas es la de Warwick y Salkovskis, que hablan de este trastorno como respuesta aprendida tras una fuerte experiencia negativa relacionada con la enfermedad, de manera que la persona aprende que los síntomas de cualquier patología son algo terrible y que causa miedo.

En todo caso, otros autores también han relacionado este problema con una búsqueda inconsciente e involuntaria de apoyo y atención de nuestro entorno cercano, o como un mecanismo de defensa ante la baja autoestima y las emociones negativas.

La realidad es que ninguna de estas teorías está demostrada aún, pero cada persona vive su relación con la enfermedad y con la muerte de manera única y debe ser atendida como tal.

¿Cuándo se convierte en un problema estar preocupado por la salud?

La respuesta es que cuando algo que es parte de la vida cotidiana, como un resfriado o un pequeño sarpullido, causa ansiedad, miedo y otras emociones negativas fuertes, es momento de consultar con un especialista de la salud mental.

No es necesario vivir con miedo y pasando sufrimiento ante cuestiones inocuas, y un psicólogo puede ayudar a superar este trastorno que tanta angustia causa.

Síntomas de la hipocondría

Algunos síntomas que podemos observar en el trastorno por ansiedad ante la enfermedad son los siguientes: una alta preocupación por poder padecer una enfermedad grave, aunque no suelen existir síntomas somáticos que la justifiquen, o si los hay, son leves.

Añadimos que existe un alto grado de ansiedad en referencia a la salud y se realizan comportamientos excesivos, por ejemplo comprobar que nada ha cambiado en el cuerpo constantemente y si hay razón para pensar en cierta enfermedad, por ejemplo antecedentes de cierta patología en la familia, se utiliza como pretexto para buscar obsesivamente información sobre dicho problema, y existe un miedo desproporcionado a sufrirlo.

Aunque este problema existe desde hace siglos, como mencionamos antes, recientemente se ha añadido una nueva herramienta a esta búsqueda desenfrenada de síntomas, como es Internet.

El acceso de miles de webs con información sobre enfermedades y afecciones ha provocado, por un lado, que las personas que sufren hipocondría tengan más información sobre enfermedades graves y posibles síntomas, además de foros poco fiables en los que se comentan opiniones, que no son necesariamente de profesionales, de hecho, pueden ser de otras personas que están experimentando este trastorno a su vez, y que también se preocupan en exceso por su salud.

Por otro lado, este acceso ilimitado a información médica que no siempre es oficial, está provocando que personas que anteriormente no sufrían ningún trastorno como la hipocondría, desarrollen ansiedad al buscar síntomas que sufren y encontrar tanta información sobre posibles afecciones graves que están relacionadas con lo que ellos experimentan.

Enfrentarse tal cantidad de información puede ser difícil, especialmente cuando no tenemos formación en medicina o biología, y nos preocupa alguna cuestión, pero lo más aconsejable es enfrentarnos a la información que encontramos en internet de forma crítica y contactemos con un médico si consideramos que es necesario para que juzgue la gravedad de nuestro estado, aunque esto puede ser complicado en caso de quienes padecen este trastorno, que tienden a pasar un tiempo desproporcionado entre médicos, en cuyo caso, la mejor idea es visitar a un psicólogo que nos ayude a liberarnos de la ansiedad con la que vivimos el proceso de posible enfermedad.

En los tiempos en los que nos encontramos, entendemos que puede resultar difícil enfrentarse a la idea de poder sufrir coronavirus, por encima de cualquier otra enfermedad, especialmente por la cobertura mediática que está experimentando en redes y especialmente en televisión  de este virus, y el pánico general instalado en la sociedad.

Nuestra recomendación es que evitemos la sobreinformación, y se es posible, que limitemos las conversaciones que tenemos referentes al virus (lo cual significa buscar otros temas de conversación, como películas o hobbies, pero no dejar de estar en contacto con nuestros seres queridos, el apoyo social es clave para sentirnos seguros) y contactemos con un psicólogo si la sensación de ansiedad aumenta.

Distraerse con otras actividades en casa y obedecer las medidas de seguridad son maneras de mantenernos sanos, pero también tranquilos.

Para finalizar, podemos decir que la hipocondría es un trastorno de ansiedad relacionado con la enfermedad, que se caracteriza por el miedo desproporcionado a estar enfermo, y la alarma que crea cada pequeño cambio en el cuerpo a quien lo padece.

Es una patología que causa mucha angustia y como tal afecta gravemente a la vida de quien la sufre, de manera que lo más recomendado es contactar con un profesional de la salud mental.

Si crees que tú o un ser querido pueden estar sufriendo hipocondría en Granada Psicólogos, estaremos encantados de ayudarte.

958 22 24 22
958 22 24 22
×
Share via
Copy link